MENOPAUSIA

La menopausia es una etapa en la vida de la mujer que se produce a edades dispares (40-55 años). Se caracteriza por el cese de la menstruación y la disminución de secreción de las hormonas sexuales femeninas.

La alimentación en esta etapa de la mujer debe ser saludable, equilibrada y adaptada a este cambio del organismo.

Los síntomas más característicos de la menopausia son los sofocos, el nerviosismo, la irritabilidad, la ansiedad… etc.

Es común que durante la menopausia se alteren los hábitos alimentarios pudiendo provocar un posible aumento de peso.

Otra alteración durante esta etapa es la disminución de la masa ósea, un buen aporte de calcio y vitamina D a través de la dieta puede prevenir, en la medida de lo posible, la aparición de osteoporosis.

EL PAPEL DEL PESCADO EN LA MENOPAUSIA

menopausoiaEl pescado es un alimento fundamental en la dieta en cualquier etapa de la vida y durante la menopausia.

Un aporte excelente de proteínas, de buena calidad, y de grasa saludable, como el omega-3, hace que el pescado sea un alimento primordial en esta y en todas las etapas de la vida.

El omega-3 proveniente del pescado aporta cantidades importantes de ácidos grasos EPA y DHA, exclusivos de productos del mar y con importantes funciones beneficiosas para la salud.

CONSEJOS NUTRICIONALES

  • Disminuir el consumo de grasas saturadas trans y colesterol.
  • Aumentar el consumo de grasa saludable insaturada como la del pescado, que contiene ácidos grasos esenciales omega-3 (EPA y DHA).
PRODUCTO RACIÓN OMEGA-3 EPA y DHA
Centro de merluza Pescanova 150 g 397 mg
Centro de salmón Pescanova 150 g 3228 mg
Rodaballo Pescanova 150 g 1215 mg
Anguriñas Pescanova 100 g 106 mg
Crocante de Merluza Pescanova 180 g 1000 mg
Varitas de merluza Enriquecida Pescanova 120 g 545 mg
Merluza rebozada al huevo Pescanova 150 g 166 mg
  • Consumir alimentos ricos en calcio y vit. D como los pescados con espina, productos lácteos desnatados o verduras.
  • Preferir los hidratos de carbono complejos a los hidratos de carbono simples.
  • Consumir 3 piezas de fruta al día y 2 de verduras aportando cantidades adecuadas de fibra a la dieta.
  • Evitar las bebidas calientes, alimentos picantes, el alcohol o el café para evitar la aparición de sofocos o el sudor.
  • Mantener una buena hidratación.
  • Realizar actividad física diaria evitando el sedentarismo.
Utilizamos cookies propias y de terceros para brindarte un mejor servicio, y facilitarte la utilización de nuestra web. Al navegar en Pescanova aceptas que las usemos.
Más información
Aceptar y continuar