POSTRES RAPIDOS PARA NAVIDAD

Las sopas más dulces y rápidas: Compra un sorbete o un helado cremoso y deja que se deshaga mientras cocinas otros platos. Una vez deshecho, bátelo a fondo con el brazo batidor y obtendrás salsas y sopas dulces ‘instantáneas’. Si a éstas les añades además frutas frescas o frutos secos puede resultar un postre delicioso.