Langostinos al Ajillo
  • 20 minutos
  • 4 personas
  • Primeros platos
Me gusta
5 5 5 5 5
Comentarios Comenta la receta, 1 persona ya lo ha hecho.

Receta sencilla de Langostinos al Ajillo. Es una receta fácil que te permite disfrutar de un plato muy sabroso en pocos minutos. Aunque los Langostinos al Ajillo son un plato del día a día, los puedes preparar como primer plato en fiestas, o incluirlo en los menús de Navidad.

Ingredientes para la receta Langostinos al Ajillo

  • 1 envase de Langostino Vannamei Extra 800 g Pescanova
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 8 dientes de ajo picados
  • El zumo de un limón
  • 1 pizca de mantequilla
  • 2 cucharadas de perejil picado
  • Sal
Langostino Vannamei Extra

Forma de preparación de la receta Langostinos al Ajillo

  1. Pelar las colas de los Langostinos Vannamei Grandes Pescanova dejándolos unidos a la cabeza. Retirar el intestino con un cuchillo afilado y sazonar.

  2. En una sartén amplia, poner los langostinos a fuego fuerte en cuanto el aceite de oliva adquiere temperatura. Saltearlos unos 20 segundos por cada cara, hasta que se doren y las cabezas se tuesten. Este tiempo depende del grosor del marisco y de la potencia del fuego.

  3. Añadir el ajo picado y dar unas vueltas, de forma que se empapen de su aroma. Agregar también el zumo de limón y dejar que se reduzca al fuego unos segundos. 

  4. Dar unas vueltas rápidas, retirar la sartén del fuego y añadir la mantequilla, dejando que los Langostinos al Ajillo queden brillantes y apetecibles. Espolvorear el perejil y servir calientes.

Consejos de la receta Langostinos al Ajillo

Los Langostinos al Ajillo se pueden hacer de muchas otras formas. Normalmente, se suelen servir descabezados pero resulta mejor si los hacemos con sus cabezas, que es donde se encuentra todo el sabor y la gracia de estos productos.

En lugar de Langostino Vannamei, podemos usar Langostino Gambón o Langostino Banana Pescanova.

1 Comentarios

ANA MARIA. 29/11/2013 - 16:18
Simplicidad y facilidad de preparación al máximo. Sabor y gusto infinitos.

Déjanos tu comentario